Blogia
The Batisfera Times

El lado oscuro de la 'Englishness'

El lado oscuro de la 'Englishness' Gran concepto, el de la Englishness, que A. también saca a pasear con otros motivos. El mío es el maravilloso disco de The Good, The Bad & The Queen, nuevo invento de Damon Albarn (ex Blur) con Simon Tong (ex The Verve), Paul Simonon (ex The Clash) y el batería Tony Allen. La simple reunión de estos ex ya es digna de mención, pero el álbum que se han marcado es todo un acontecimiento. Como el gran Parklife (1994) de Blur -el elogio chisposo de la aburrida vida media británica con sus bank holidays, su fútbol del sábado, su clubbing por la noche, su té, Londres, el Jubileo de la Reina...- pero actualizado, es decir, oscurecido por los tiempos y -supongo- la edad.

En la portada, El Gran Incendio. En el disco, postales pesimistas sobre un Reino Unido perdido fuera -la guerra, principalmente- y en casa -violencia en las calles, miedo, melancolía alcohólica por el pasado perdido, canales y muelles de noche-. Otro colmo de la Englishness, distinto. Para nostálgicos de Ray Davies y de Inglaterra -como yo-, y para desesperados con el siglo XXI en general.

2 comentarios

TBT -

No, si una cosa no tiene que ver con la otra. De Madrid se podrían escribir cosas muy crepusculares, y sin embargo uno se lo puede pasar bien. La parranda es atemporal, vaya.

Y mejor que no vayas de clubbing, ya sabes cómo se las gastan por ahí.

Murmur -

Oye, no te pases, que yo estoy aqui. En cualquier caso, tendre que hacer clubbing?